logo
telefono

Llámamos al

(+34) 928259974

Lunes a Viernes - 7h a 20:30h

Tratamientos

Terapia por ondas de choque radiales

Terapia por ondas de choque radiales

Las ondas de choque radiales extracorpóreas, son impulsos sónicos obtenidos por simple percusión directa -en un aplicador o pistola- de un pistón accionado neumaticamente sobre un cabezal inmóvil.

Dichos impulsos acústicos se caracterizan por un aumento brusco de la presión positiva seguido de una rapida fase de depresión (negativa) “sensación de alivio”.

  • Baja densidad: para tratamientos contra el dolor
  • Media densidad: para tejidos calcificados, problemas de consolidación ósea, tendinosis y fascitis plantar.
  • Alta densidad: para cálculos renales, tejidos calcificados o problemas de consolidación ósea.

Indicaciones más comunes

  • Tendinosis calcárea en el hombro. El interés terapéutico se centra en reducir o eliminar dolores existentes o suspender la restricción de movilidad del hombro en cuestión causada por el dolor. Es posible disolver los depósitos calcáreos que causan el dolor.
  • Fascitis plantar ( con o sin espolón calcáneo ). La eliminación de los síntomas de dolor permite aumentar la capacidad de carga del pie afectado de forma rápidamente. Las ondas de choque radiales tienen una positiva influencia en el tratamiento de las fascitis plantares crónicas.
  • Epicondilitis Humeri Radialis y Ulnaris. Se disuelven inflamaciones crónicas y se eliminan, a consecuencia, el estado de dolor en el codo desaparece aumentando la movilidad y la fuerza en el antebrazo.
  • Tratamiento de dolores miofasciales. Dolores crónicos, puntos gatillo miofasciales, puntos dolorosos en el interior de las fibras musculares estriadas.(fibromialgias).
  • Otras indicaciones. Aquilodinia, Síndrome del tracto iliotibial proximal, rodilla del corredor, Síndrome del Stress Tibial, neuroma de Morton, Contractura de Dupuytren, pulbalgias, periostitis.

Contraindicaciones

Hemofilia y fragilidad capilar, tratamientos con anticoagulantes, trombosis, embarazo, marcapasos, inflamaciones agudas y focos purulentos, tumores y carcinomas, polineuropatia, cartílagos en crecimiento, tratamientos con cortisona (6 semanas antes)

 

Conclusión

Las ondas de choque radiales son efectivas, seguras, evitan cirugía, no necesitan anestesia, reacción inflamatoria mínima que será combatida por el proceso natural de recuperación, muy buenos resultados complementando la previamente con crioterapia a -35º C.